Pruebas de ADN hechas a un cartero jubilado de 87 años de Nashville, en el Estado de Tennessee (EE.UU.), demostrarían que el hombre es padre de más de 1.300 niños ilegítimos, según el investigador privado Sid Roy, informan medios locales.

Pruebas de ADN hechas a un cartero jubilado de 87 años de Nashville, en el Estado de Tennessee (EE.UU.), demostrarían que el hombre es padre de más de 1.300 niños ilegítimos, según el investigador privado Sid Roy, informan medios locales.

“Los métodos de anticoncepción no eran muy populares en aquel entonces. No tengo por qué sentirme avergonzado. Los años 60 fueron buenos tiempos y yo hice una gran intepretación de Johnny Cash, que jugó muy bien con las mujeres”, explicó el jubilado. “Algunas hasta pensaban que yo era Johnny Cash de verdad. No sé si realmente lo creyeron o si trataban de convencerse a sí mismas, pero ¿quién era yo para decir no a sexo rápido?”, reconoce.

Durante la investigación, que se prolongó 15 años, se reunieron miles de muestras de ADN. El investigador privado confiesa que nunca pudo imaginar que un trabajo sencillo acabaría convirtiéndose en una larga búsqueda de 15 años.

Sid Roy asegura que los hijos del anciano no tienen la intención de demandar al anciano. “La mayoría de las personas que conocen la verdad no quieren que esta información salga a la luz y han dado testimonios bajo anonimato”, explica.

Fuente: RT