“Tengo tres días sin dormir, la tensión ha sido mucha; pero duraría tres días más así por volver a vivir este momento”, dijo un emocionado Néstor García luego de la victoria y el título de Guaros de Lara en la Liga de Las Américas al derrotar al campeón, el Baurú.

guaros

 

En los últimos dos años el baloncesto venezolano ha tenido razones para celebrar. En el 2014 la selección fue campeona del Sudamericano luego de 23 años, en 2015 consiguió un inédito título en el FIBA Américas de México y comenzando el 2016 Guaros es campeón en clubes. No es casual.

“Se debe a que los jugadores han comprado la idea, están comprometidos y se han acostumbrado a ganar”, asegura García, un técnico que ha logrado una tripleta difícil de igualar o superar y a quien el famoso estadígrafo español Mister Chip le dedicó un par de tuits después de la victoria.

Guaros logró combinar un trabajo entre criollos e importados que rindió en el momento clave, de hecho, entre Damien Wilkins (MVP), Tayshawn Taylor y Zack Graham anotaron 121 de 165 unidades que el equipo marcó en el Final four, lo que representa el 73 por ciento de los puntos.

“Son tipos que llegan una hora antes que nosotros para entrenar solos, son buenas cabezas y eso nos ha ayudado mucho”, afirmó García.

La experiencia de los extranjeros se unió al trabajo en equipo de un grupo de jugadores cuya base ha vivido con la selección grandes momentos. “Ha sido un año de muchas emociones, muchas decisiones por tomar, la concentración y el trabajo nos han traído hasta aquí”, apunta Windi Graterol, otro de los Héroes de México.

Aunque parece que el techo está cada vez más cerca, otros prefieren seguir mirando más arriba. “Vamos a enfrentar al campeón de la Euroliga, ese es un nivel de NBA; quien sabe si mostrándonos así varios de nosotros podamos conseguir contratos en el extranjero”, visualiza “La Bestia”, Néstor Colmenares.

Fuente: Líder en Deportes